La Gran Salvación - Qué es y Cómo se Obtiene

Primera Parte

Lector, nos dirigimos a Ud. encarecidamente. Tenemos un importante tema acerca del cual queremos conversar con Ud.; no se trata de ganar dinero, ni para Ud. ni para mí, sino acerca de un asunto de mucha mayor importancia, que cada persona necesita: es aquello que la gente llama religión. Quizás Ud. conteste: 'No me interesa; mire la confusión que hay en las religiones del mundo. ¿De qué sirve que yo me tome la molestia cuando ni los hombres sabios pueden ponerse de acuerdo?' Esa es precisamente la razón por la cual quiero conversar con Ud. en este momento, para mostrarle que la sabiduría de los sabios es insensatez para con Dios; y que la religión de la Biblia no se encuentra en la "sabiduría" de las escuelas teológicas, sino que está revelada, de manera tan clara que una persona corriente puede entenderla y salvarse gracias a ella; en realidad quiero mostrarle--no se enfade--que para aprender la religión de la Biblia es necesario descartar la religión popular de la cristiandad. Ahora, venga y razonemos.

Quizás, como muchos otros, Ud. habrá llegado a la conclusión de que no tiene ninguna importancia cuál sea nuestra creencia religiosa, en tanto seamos honestos y sinceros; pero es la imposibilidad de reconciliar los muchos credos religiosos entre sí, y casi todos ellos con la Biblia, lo que ha impulsado a muchos a decir: 'En realidad. no tiene ninguna importancia'. Pero su sentido común le dirá que sí tiene importancia si Ud. cree la verdad o cree una falsedad, si le cree a Dios o no; y el mundo religioso, por sus acciones, muestra que tiene importancia lo que uno cree, porque ellos envían misioneros para cambiar la creencia de los paganos, y también a los judíos para cambiar sus creencias, a fin de que crean que Jesús es el Cristo.

Si tiene importancia lo que creemos, entonces podemos decir por qué se ha dado la Biblia: para guiarnos hacia la Verdad; y la Biblia misma dice que nuestra salvación depende de nuestra creencia en el evangelio según se halla revelado en sus páginas.

  1. Tiene importancia lo que creemos.
  2. Hay un solo evangelio que salva.
  3. Debemos creer en el Dios verdadero.
  4. Dios no es una Trinidad de personas, sino un solo Dios.
  5. Jesucristo--Hijo de Dios por procreación, Hijo del hombre por nacimiento.
  6. El Espíritu Santo no es una persona, sino la efusión que procede de Dios.
  7. La naturaleza del hombre es mortal, una criatura del polvo.
  8. El hombre muere, y permanece muerto después de su fallecimiento.
  9. En la muerte el hombre está inconsciente.
  10. La resurrección es el medio para la vida futura de los muertos.
  11. La inmortalidad es el don de Dios para los justos solamente.
  12. La vida que se posee en el presente no es eterna, sino un vapor que pronto se esfuma.
  13. La vida eterna no es una posesión actual, sino un motivo de esperanza.
  14. Los inicuos y depravados que no son responsables mueren y permanecen muertos para siempre.
  15. Los inicuos que son responsables, tanto muertos como vivos, serán destruidos después del juicio.
  16. El alma no es inmortal, sino que es el ser mortal y corporal llamado hombre.
  17. Muchos hombres eruditos niegan la inmortalidad del alma.
  18. El espíritu del hombre no es una entidad inmortal, sino que es la palabra que se emplea para expresar la vida, mente y disposición.
  19. La inmortalidad significa la naturaleza santa de Dios; la palabra "inmortal" nunca se aplica al hombre en su estado actual.
  20. La vida eterna no es una posesión literal actual, sino que se promete a los justos solamente.
  21. A los inicuos no se les mantendrá vivos y en tortura, sino que serán destruidos.
  22. El infierno, según se emplea en la Biblia, no significa un lugar de eterna tortura, sino el sepulcro y el Gehenna.
  23. El diablo no es un monstruo personal que habita en el "infierno" y al mismo tiempo presente en todas partes tentando a todos los hombres, sino que es el pecado en la carne.

<< Contenido